Top Menu

05A4b. Guía, Estudio de palabra bíblica (2)


Lo más destacado

  • Logos ofrece dos variantes de la Guía “Estudio de palabras bíblicas”: una que parte del castellano, otra que parte del idioma original.


Tareas prácticas

  • Investiga por tu cuenta – y con varias palabras diferentes – las dos variantes de esta Guía.
  • ¿Harías bien en ampliar tu biblioteca para que esta guía disponga de mayor contenido?

Guía, Estudio de palabra bíblica (2) (texto)

Digamos que estoy estudiando la parábola del mayordomo astuto en Lucas 16. Si abro la Nueva Versión Internacional a Lucas 16:1 y hago clic-derecho sobre la palabra “rico,” en el diálogo que se abre veré aparecer la opción “Selección” >> “rico” que entre otras opciones me permite realizar un “Estudio de palabra bíblica”. Es un estudio de la palabra castellana “rico.”

Sin embargo, si abro la Reina Valera Revisada a Lucas 16:1 y hago clic-derecho sobre la palabra “rico,” en el diálogo que se abre veré varias opciones que no aparecían con la Nueva Versión Internacional que tienen que ver con el idioma original. A efectos del la Guía “Estudio de palabra bíblica,” la opción que nos interesa es la que dice “Lema.” “Lema” se refiere a la forma de la palabra que aparece en un diccionario cuando la buscas. Así que en este caso se nos ofrece la posibilidad de hacer un estudio – no de la palabra “rico” en castellano, sino de la palabra griega “πλούσιος” que se ha traducido con la palabra “rico” en la Reina Valera Revisada.

En ambos casos, tanto con la NVI como la RVR hemos comenzado con el texto castellano, pero en un caso sólo podemos lanzar la variante castellana de la guía mientras que en el otro podemos lanzar la variante del idioma original de la guía, en este caso usando el griego.

Y ¿en qué se diferencian estas dos variantes de la Guía “Estudio de palabra bíblica”? Básicamente en dos asuntos principales. Uno, el número de campos que aparecen en la guía. Dos, el contenido de esos campos.

Entraremos en los detalles en futuros tutoriales, pero veamos muy brevemente en qué consisten estas diferencias. Si abrimos la guía desde la NVI, aparecen 5 campos. Si lo hacemos desde la RVR, aparecen 8 campos. Entonces, si comparamos los títulos de estos campos, vemos que son diferentes. Es la misma herramienta en Logos: La Guía “Estudio de palabra bíblica” y se ve claramente que este es el caso por el nombre que encabeza la pestaña. Pero en el primer caso es la guía para la palabra castellana “rico” y en el segundo caso para la palabra griega “πλούσιος.”

Si vamos abriendo estos campos veremos que los contenidos se parecen, pero son diferentes en función del idioma que está en primer plano. Si desplegamos, respectivamente, los campos “Definición” y “Lema” veremos que en ambos casos Logos nos muestra información que viene de los diferentes diccionarios que podamos tener en nuestra colección digital. En el primer caso, las entradas corresponden a la palabra castellana “rico” y en el segundo a la palabra griega “πλούσιος.”

Luego vienen dos campos en cada Guía que son de lo más interesante. En el primer caso, para nuestra palabra de estudio, “rico,” vienen “Palabras hebreas” y “Palabras griegas.” Al desplegar estos campos, si no aparece nada, a lo mejor necesitamos escoger una versión que nos permita ver los resultados. En este caso, la RVR60. Lo que Logos nos muestra con este aro de traducción son las diferentes palabras hebreas que la RVR60 traduce como “rico” en algunos pasajes. Y bajo “Palabras griegas,” Logos nos muestra las palabras griegas que la RVR60 traduce como “rico” en algunos pasajes. En tutoriales futuros veremos como trabajar con este aro en mayor detalle, pero ahora mismo estamos haciendo una comparación entre las dos variantes básicas de esta guía, así que pasemos al segundo caso. Si pinchamos sobre el campo “Traducción”, vemos que aparece un aro muy parecido, pero en este caso no aparece en el centro la palabra castellana “rico,” sino la palabra griega πλούσιος. Es cuestión de la dirección en la que nos movemos, si del castellano al griego o del griego al castellano. Y como mencioné hace unos momentos, en algunos casos esta información se solapa en ciertos sentidos. Fíjate en lo que pasa si poso el cursor sobre el aro superior en la sección que corresponde a “πλούσιος.” Me aparece exactamente el mismo aro que en la otra variante de la Guía. ¿Lo ves? Y si paso mi cursor sobre el aro inferior, me aparece exactamente el mismo aro que en la variante castellana. ¿Lo ves? Son informes diferentes según el idioma en primer plano, pero la información del idioma en segundo plano está disponible en cualquier momento.

Pero para ir completando este tutorial introductorio, veamos algunas opciones diferentes en la variante de la guía que parte de la palabra griega. La primera es el campo que dice “Traducción de la Septuaginta.” Esta se parece al aro del campo “Palabras hebreas”, pero la diferencia está en que en realidad se trata de dos traducciones diferentes. En el primer caso, tiene que ver con cómo la RVR60 traduce ciertas palabras del Antiguo Testamento con “rico.” En el segundo caso, tiene que ver con cómo la antigua traducción griega del Antiguo Testamento, la Septuaginta (LXX), traduce ciertas palabras hebreas del AT como πλούσιος. En el primer caso, la traducción va de hebreo a castellano. En el segundo caso, de hebreo a griego.

Luego, tres campos que no aparecen en la variante castellana de la guía. “Ejemplos de uso” nos muestra nuestra palabra de estudio en su contexto bíblico según el uso gramatical. Aquí podemos verlo en contexto según su uso como sujeto u objeto y en español o griego.

Bajo “Relaciones gramaticales” podemos profundizar aun más en cuanto a las relaciones gramaticales que nuestra palabra de estudio guarda con otras palabras en el texto original. Por ejemplo, si queremos ver – y en contexto – nuestra palabra πλούσιος como sujeto del verbo griego “εἰσέρχομαι,” sólo hace falta desplegar ese encabezado y lo podemos ver tanto en griego como en castellano.

Cerrando ese campo, vemos que el campo “Uso de preposición” está deshabilitado. Probablemente porque no dispone de datos relevantes, en este caso. Si fuera alguna otra palabra, como por ejemplo, el mismo verbo εἰσέρχομαι que vimos hace un momento, sí que se habilitaría este campo, y vemos todos los usos con preposiciones que se pueden dar y, en negrita, las que se dan en este caso: que con εἰσέρχομαι resulta ser sólo la preposición ἐν.

El último campo se da en ambas variantes de la Guía, pero con las diferencias que corresponden a “Búsquedas textuales” en castellano y en griego respectivamente. En el primer caso, busca la palabra “rico” en nuestras cinco versiones bíblicas priorizadas y, en el segundo caso, en las colecciones griegas que tenemos en nuestras biblioteca digital, si es que las tenemos, porque en la mayoría de los casos representan compras adicionales, como por ejemplo con la Septuaginta, los Padres apostólicos, la Pseudoepigrafías, Josefo, Filo y otra literatura clásica griega.

Cómo saber si una Biblia es una versión bilingüe

Finalmente, ¿cómo podemos saber si una Biblia en Logos ha sido dotada con esta clase de “bilingüismo” o no? Dos maneras rápidas de saberlo serían: Primero, viendo qué opciones salen cuando haces clic-derecho sobre una palabra en el texto. Si no aparecen las opciones del idioma original (como “Lema”, por ejemplo), no es una edición bilingüe. Otra manera – y más sencilla – es ver si en la barra de iconos de la versión aparece este icono que indica la prestación de “Interlineal”. Si aparece este icono, la versión es “bilingüe” con el idioma original.

Ya veremos más sobre estas ediciones interlineales, pero ahora sólo destacar que, a día de hoy, en castellano, sólo hay dos versiones que han sido habilitadas por Software Bíblico Logos como interlineales: la RVR60 está completa para ambos testamentos. La LBLA está habilitada solo para el Nuevo Testamento, aunque supongo que en una actualización futura incluirán esto para el AT. Además, la lista de versiones con interlineal también puede crecer. En inglés, por ejemplo, la NVI (Nueva Versión Internacional inglesa) sí tiene esta funcionalidad.

No hay comentarios todavía.

Deja un comentario

Usamos WordPress. Diseño: Woo Themes